La imagen digital

La imagen digital
13 de mayo de 2021 Comentarios desactivados en La imagen digital Escuela on line escribeafer

La mayoría de aspectos tratados hasta ahora resultan válidos tanto para cámaras analógicas como para cámaras digitales. Simplificando mucho, el aporte de la fotografía digital consistió en sustituir la película por el sensor digital. Y si quisiéramos tomar fotografías químicas, bastaría con tomar una cámara de película y aplicar lo que hemos aprendido en los capítulos precedentes.

En la fotografía digital, la imagen captada por el sensor y después de pasar por el procesador, se convierte en un archivo informático que se guarda en una tarjeta de memoria. Éste se puede visualizar o imprimir con las aplicaciones específicas capaces de interpretarlo. Como cualquier otro documento informático se puede copiar de un soporte a otro, enviar por correo electrónico y modificar con las herramientas adecuadas.

La imagen digital está formada por un conjunto de minúsculos cuadrados distribuidos por toda la superficie como si fuesen teselas de un mosaico que se denominan píxeles –de PICTure ELement–. Igual que en el mosaico, cada pixel tiene un color diferente y el conjunto de todos ellos da la impresión de una imagen como un todo continuo y no fragmentado.

Resolución

Al número total de píxeles que tenga la imagen lo llamamos resolución. Esto significa que muestra más o menos detalle y por lo tanto más o menos posibilidad de ampliación a la hora de imprimir.

La resolución total se obtiene multiplicando el número de píxeles a lo ancho por los píxeles a lo alto. Cualquier programa de visualización de imágenes ofrece esta información.

Menú de Adobe Photoshop en el que se muestra la resolución de una imagen. Se encuentra en imagen/tamaño de imagen.

A mayor resolución, más ocupará el archivo. Hay que tener en cuenta que se calcula el producto del ancho por el largo, no la longitud. Así, una foto que tenga el doble número de píxeles de largo ocupará cuatro veces más.

La resolución de una imagen indica cuánto detalle puede observarse en ella. Aunque el término se utiliza sobre todo para la fotografía digital, también sirve para describir la nitidez de una fotografía química. Mayor resolución significa más detalle o calidad visual.

Para las imágenes digitales, se suele describir la resolución de la imagen con dos números enteros, donde el primero es la cantidad de columnas de píxeles –ancho– y el segundo es la cantidad de filas de píxeles –alto–.

Tamaño de impresión

El tamaño verdadero de una imagen digital se mide por su número de píxeles, no por su tamaño de impresión. Este tamaño viene determinado por la densidad de píxel o cantidad de píxeles por pulgada. Es decir, la cantidad de píxeles que entran en una pulgada.

Podemos imprimir una imagen al tamaño que queramos, todo depende de las necesidades. Cada uso requiere una densidad de píxel diferente. Para un cartel para una valla publicitaria que se verá a veinte metros de distancia, no importa que los píxeles salgan impresos a un centímetro de tamaño, porque a tal distancia no se apreciará. Sin embargo si vamos a imprimir una revista para ver a cuarenta centímetros o menos, los píxeles no se deben apreciar a simple vista. Para conseguirlo, en publicaciones impresas se utiliza como estándar la resolución de 300 ppp –píxeles por pulgada–. Quiere decir que en un largo de una pulgada cabría una fila de 300 píxeles.

Un póster, una impresión fotográfica o una revista requieren distintas densidades de píxel. ©FG

Por la misma razón, para ver una imagen en pantalla no harán falta más de 72 píxeles por pulgada porque no se apreciaría una densidad de píxel mayor.

Como se puede suponer, cuanto menor sea la densidad de píxel, mayor tamaño de impresión conseguiremos para una misma resolución. A la hora de imprimir una fotografía conviene ponernos en contacto con nuestro laboratorio habitual para conocer la densidad de píxel que utiliza nuestro en función de sus equipos. Te indicamos, no obstante, los valores más habituales:

  • Resolución de pantalla: 72 ppp
  • Plotter: 150 ppp
  • Laboratorio fotográfico: 240 ppp
  • Offset alta calidad: 300 ppp

Configurando la cámara

Menú de tamaño de imagen de la Fujifilm X20. ©FG

Todas las cámaras fotográficas digitales permiten elegir el tamaño de la imagen a la hora de guardar los archivos. Te recomendamos elegir siempre el mayor tamaño posible. Así dispondrás de la máxima información posible para poder utilizar la foto donde y como quieras. Si posteriormente quieres reducir la imagen para usarla en un dispositivo móvil o en la Web, siempre podrás hacerlo mediante cualquier programa de procesado de imágenes.

En capítulos posteriores te hablaremos de otras configuraciones relativas al guardado de archivos, tales como el formato de archivo, el espacio de color o las configuraciones de procesado.

Etiquetas